Vie. Jun 21st, 2024

Toluca, Estado de México. – La coordinadora del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista en la LXI Legislatura del Estado de México, María Luisa Mendoza Mondragón, propuso sancionar con 3 a 5 años de prisión a quien durante una relación sexual consensuada se retire el preservativo o condón sin que exista aprobación de su pareja.

Esto, en el marco del “Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer”, en donde añadió que esta práctica se conoce como Stealthing, y es considerado como un supuesto más del delito de abuso sexual. 

En este tenor, añadió que «debemos atender las causas y efectos de esta conducta, que, si bien forma parte de la intimidad de las personas, es cierto que las víctimas se ven en una laguna de ley, así como que los impartidores de justicia carezcan de hipótesis para atender y sancionar la vulneración».

Explicó que en caso de que el acto diera como resultado embarazo o contagio de enfermedades de transmisión sexual, la pena aumentará, así como la reparación de los daños y perjuicios ocasionados deberá ser integral.

Detalló, que dé acuerdo a cifras del INEGI, el 70.1 % de las mujeres de 15 años y más, han experimentado al menos, una situación de violencia a lo largo de la vida, porcentaje que deriva que un 49.7 % sufra violencia sexual, siendo el Estado de México el que ocupa el primer lugar en prevalencia de este registró́, seguido de la Ciudad de México y Querétaro. 

Por lo que subrayó, que «esta propuesta busca abonar al amparo de las mujeres y personas que depositan su confianza en quienes son su pareja y que previo a las relaciones sexuales consensuan la utilización de preservativo o condón, pero que durante esta práctica se lo retiran sin previo aviso, exponiendo a su pareja a embarazos no deseados y algo peor, enfermedades de transmisión sexual»,